Ofertas falsas de empleo y sus consecuencias legales

foto_by-Iñaki_PerezHoy hablaremos del extendido fenómeno de las ofertas falsas de empleo y de las consecuencias legales que pueden acarrear para quien las publica. Nos centraremos en las sanciones previstas en el ámbito laboral y en las dispuestas en la normativa sobre protección de datos de carácter personal. No trataremos las consecuencias penales por estafa o delitos similares.

Algunas empresas «normales» publican ofertas de empelo falsas, es decir, que no tienen como fin iniciar un proceso de selección de personal. ¿Por qué lo hacen? Se han apuntado diferentes motivos. Uno de los más extendidos es causar la sensación de que la empresa sigue contratando personal en tiempos de crisis económica, dando a entender frente a la competencia y frente al público en general (consumidores, instituciones públicas, etc.) que la empresa sigue creando empleo y creciendo económicamente. En otros casos se busca la mera publicidad de la empresa e incluso algún sindicato ha insinuado que se utilizan para negociar salarios a la baja. Puede tratarse también de una forma de obtener datos personales de los candidatos con la finalidad de enviarles publicidad comercial o vender esos datos al mejor postor. O quizás el proceso de selección ha finalizado y la oferta ha quedado publicada por despiste en el portal de empleo.

Sea cual sea el motivo, las sanciones que le pueden caer a la empresa son las siguientes:

1.- En lo que respecta a la normativa laboral, el artículo 15.5 de la Ley de Infracciones y Sanciones del Orden Social (LISOS) considera infracción grave «la publicidad por cualquier medio de difusión de ofertas de empleo que no respondan a las reales condiciones del puesto ofertado, o que contengan condiciones contrarias a la normativa de aplicación».

Esta infracción puede sancionarse «con multa, en su grado mínimo, de 626 a 1.250 euros; en su grado medio de 1.251 a 3.125 euros; y en su grado máximo de 3.126 a 6.250 euros» (artículo 40.1 b) de la LISOS).

La Inspección de Trabajo es la autoridad competente para sancionar estos comportamientos, aunque a veces no los vea pese a tenerlos delante, tal y como ocurrió en el caso que denunció el sindicato CGT.

Una empresa de informática tenía la obligación por convenio colectivo de publicar las ofertas de empleo en su intranet, para que los trabajadores pudieran acceder a ellas con preferencia. Uno de los trabajadores detectó que la empresa había publicado ofertas en portales de empleo que no habían sido publicadas en la intranet, por lo que denunció el incumplimiento de lo dispuesto en el convenio colectivo. La empresa alegó ante la Inspección de Trabajo que las ofertas publicadas en portales de empleo no eran posiciones reales que se fueran a cubrir sino que la intención de la empresa era «sondear el mercado, crear una imagen de marca y darse a conocer a futuros candidatos». Es decir, la empresa cumplió lo estipulado en el convenio colectivo pero incumplió, en nuestra opinión, lo dispuesto en la LISOS. La Inspección de Trabajo, inexplicablemente, no se enteró de la infracción del artículo 15.5 de al LISOS confesada por la empresa ante sus propias narices. El acta de la Inspección se puede consultar aquí.

2.- En lo que respecta a la normativa sobre protección de datos personales, se considera infracción muy grave «la recogida de datos en forma engañosa o fraudulenta» según el artículo 44.4 a) de la Ley Orgánica de Protección de Datos de Carácter Personal (LOPD).

Esta infracción puede ser multada con cuantías que van desde los 300.001 a 600.000 euros (artículo 45.3 de la LOPD).

La Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) es la competente para sancionar y tiene fama de ser bastante efectiva.

En ocasiones, la publicación de ofertas falsas de empleo se ha considerado únicamente como infracción grave (artículo 44.3 b) de la LOPD) por considerar que se infringe el artículo 6.1 de la LOPD, que estipula la obligatoriedad de recabar el consentimiento del afectado a la hora de llevar a cabo un tratamiento de sus datos personales. Es el caso de la Resolución de la AEPD nº R/00212/2013, aunque en mi opinión debería sancionarse conforme al artículo 44.4 a) de la LOPD antes citado.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Derecho del Trabajo, Empleo, Protección de Datos de Carácter Personal, Reclutamiento y Selección y etiquetada , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

8 respuestas a Ofertas falsas de empleo y sus consecuencias legales

  1. Pingback: Ofertas falsas de #empleo y sus consecuencias l...

  2. Pingback: Ofertas falsas de #empleo y sus consecuencias legales | EMPLEO SIN FRONTERAS

  3. Juan dijo:

    Hola, excelente post, podrías resolverme una duda, mira mi novia se presentó a una oferta de una importante agencia de publicidad, ella es diseñadora gráfica, superó las distintas pruebas, de idiomas incluidos, pero no le dieron el puesto, la prueba final consistia en que les indicaban una campaña de un producto y tenían que hacer su propuesta de diseño gráfico, se queda sin puesto pero ahora ha visto que hay una campaña publicitaria que han copiado o inspirado en lo que ella desarrolló en esa prueba, tampoco sabe si los 5 que llegaron a la prueba final han contratado a alguno, o sólo querían eso, aprovecharse del talento ajeno sin ningún coste, ¿Hay algo que puede hacer? muchas gracias por la ayuda

  4. Muy buen post. Una guía muy práctica para saber cómo solucionar a posibles afectados. Enhorabuena.

  5. Pingback: Ofertas falsas de empleo y sus consecuencias legales | AFLabor | jaimalmkt

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s